10/1/11

No hay libertad sin pensamiento libre

...Y nuestro pensamiento está condicionado por el sistema capitalista (actualmente).
La desobediencia civil pacifica, la insumisión contra los abusos del sistema, la mentalización hacia un sistema diferente que no esté basado en el consumo desmedido, sino en el bien común y la cooperación, son algunas de las medidas que debemos tomar si queremos evolucionar como sociedad y como civilización.

Nuestra socied
ad se basa en un consumo incesante, necesario para mantener la posición de poder de unos pocos que adoctrinan al resto en la idea de que este es el ideal de felicidad que debemos perseguir.

El modelo solo puede ser mantenido mediante guerras que aseguren la destrucción de los excesos de producción y a la vez mantenga el clima de terror encubierto, necesario para controlar a la masa.


Unas cuantas reflexiones de Jose Luis Sampedro, del que ya publiqué algo anteriormente, que a sus noventa y cuatro años sigue con la mente lúcida y las ideas bastante claras.


Y un poco de información acerca de como funciona nuestro mundo y en manos de quienes lo estamos dejando.



Leído originalmente en el blog: http://librexpresion.org/

17 comentarios:

  1. Que gran hombre Jose Luis Sampedro (acuario tenía que ser! jeje). TOTALMENTE de acuerdo, lo descubrí gracias a un comentario que me recomendaron una entrevista de él en mi blog.
    Está claro que debemos evolucionar hacia algo mejor, creo que es urgente, y por eso hace falta desobediencia cívica, es nuestro deber como ciudadanos, hacer una revolución (que no es más que una evolución en poco tiempo) pero teniendo claras las ideas, que la gente comprenda primero la magnitud del problema, ahora mismo son como zombis es el problema... Hay tanto que hacer que parece un sueño conseguirlo, al menos en nuestra mente tiene que ser libre, yo se que no veré con mis ojos lo que imagino como un mundo mejor, va a peor de hecho, pero bueno... Esta crisis que tenemos no es nada con lo que vamos a pasar, las estafas piramidales siempre terminan cayendo, pero si no se entiende podemos caer en algo incluso peor (rebelión en la granja), la historia se repite, pero bueno, no por ello tenemos que dejar de luchar y rendirnos, eso es lo que quieren. Basta ya de recibir latigazos y permitirlo... La libertad empieza en nosotros, y lo más importante no es poder hacer lo queramos como cree la mayoría, si no poder PENSAR lo que queramos, desde nuestro interior

    ResponderEliminar
  2. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  3. Dios, no había visto los vídeos antes de opinar (mono de escribir jeje), muy bueno también Arcadi Oliveres (no lo conocía), super claro y conciso, así es la verdad, y es lo que debería asimilar todo el mundo, la gente debería dejar de consumir la mierda propagandística de las noticias que no informa, sólo manipula (aún más...). Ladrones legales, no sólo se permite la delincuencia si no que además son los que gobiernan y dominan...

    ResponderEliminar
  4. Ya decía Popper que la historia de la política es la historia del asesinato en masa y la delincuencia organizada. Y es cierto, desgraciadamente.

    ResponderEliminar
  5. Estas queriendo decir que… Debemos parar el mundo y bajarnos de él según están hoy las cosas? Yo me apunto. Pero antes debemos encerrar esta política global en un buen cajón y sustituirlos por la sensatez y el bien común, querer queremos, pero como se hace eso.

    Pepe Deapié … que verdad tan grade.

    ResponderEliminar
  6. El problema del pensamiento libre, es hasta que punto no está condicionado por los medios, es decir, podemos pensar lo que queramos en democracias como esta, así que desde pequeños nos impiden ser capaces de pensar de modo inconveniente para el sistema de modo que el resto de la sociedad pueda aprovecharlo o aprender algo de eso, es decir, que sea peligroso.

    En internet, por ejemplo se pueden publicar casi cualquier cosa, ¿pero que transcendencia tiene? la libertad de expresión no es real si no hay quien te escuche, que es de lo que se queja (entre otras cosas) J.L. Sampedro.

    ResponderEliminar
  7. Creo que la verdadera revolución, empieza por aunar los criterios que nos dicen, qué es lo que queremos y necesitamos, eso se consigue liberándonos de los prejuicios predefinidos con los que nos machacan a diario hacia el consumismo irracional, no necesitamos todas las ideas que nos venden, Sampedro dice verdad, cuando menciona que la masa (el pueblo), tiene un poder inconmensurable, solo que no lo sabe utilizar en conjunto, pues la directriz que nos marcan es hacia el individualismo, de éste modo, como individuos, nos controlan fácilmente.
    Una vez definidas nuestras prioridades, es manifestarlas en conjunto, utilizando las plataformas que encontremos viables, por ejemplo, ideas políticas "sanas" con sus partidos que las defienden, solo que necesitan más apoyo para salir de la penumbra, asociaciones (que existen), que hacen llegar nuestro rechazo de cuestiones que desaprobamos a quienes nos gobiernan. El principal paso es la movilización, la actuación, sea desde la calle o Internet, boicoteando a los grandes manipuladores, dejando de comprar determinados productos o sencillamente, cortando 24 horas la electricidad, generándoles autenticas pérdidas y condicionándoles a que nos oigan. Si conseguimos esa "unidad" podríamos hacer que las cosas cambien, y no lo veo difícil cuando la queja es la misma de lo mismo, en todos los foros que se leen. Debiéramos pasar a la acción, antes dejaríamos de lamentarnos.

    ResponderEliminar
  8. Pues empecemos a proponer que yo me apunto.

    ResponderEliminar
  9. Esa es una buena actitud, la disposición y disponibilidad.
    Encontré accidentalmente, o tal vez no tanto, buscando sobre el particular, una pág. web que me gustó, pues tanto puedes apoyar con tus datos y firma, propuestas hechas, o proponer alguna concreta que sea capaz de un planteamiento donde exista una necesidad y se haga ver, para conseguir los apoyos necesarios por parte de otros usuarios con sus firmas, cuando ésto se logra, se envía un escrito con los apoyos de los firmantes, al gobernante o mandatario correspondiente. Yo la veo bastante buena y de hecho me inscribí en la misma y la estoy usando, la pág. es: actuable.es usarla en plan activo y masivo, seguro que algo por poco que sea, se logra.

    Un saludo.

    ResponderEliminar
  10. He estado viendo la pagina, hay propuestas interesantes e inevitablemente muchas chorradas, en principio parece una buena idea, pero la verdad es que yo personalmente no me fío de nada de esto, ni creo que sirva de mucho en la práctica, aunque he firmado por alguna que otra propuesta.
    Yo creo que cada cual debe actuar de forma individual, aunque pensando en el bien común. Para mi es la mejor manera de evitar ser manipulado.

    ResponderEliminar
  11. Ese es nuestro error, Piedra, y así nos va.
    No hay que esperar que nos manipule nadie, ni permitirlo siquiera, pero para lograr unidad de criterios e intereses, todos buscamos una dirección que nos lleve de la mano. Hoy prevalece la opinión de todos para todo como única y válida, no aceptamos otras ideas si difieren de nuestro puntos de vista, parece que fuéramos dueños en exclusiva de la razón y la verdad. ¿Qué hizo el pueblo francés en la revolución...?, escuchar al pueblo y salir en defensa de él mismo, ¿quiere decir esto, que todo el que opinaba, era escuchado? pues creo que no, se alzaron con voz única sobre daños únicos, después, tuvieron que construir bajo el máximo consenso sus leyes, a pesar de que a algunos individuos no les gustase.
    Tú calificas de chorrada, lo que para otra persona puede ser importante, por eso lo inteligente es el consenso, una idea prospera en función del interés general, dejando aparcadas las chorradas que cualquiera, con todo su derecho, pudiera exponer. Convence lo que beneficia y alivia a la gran mayoría, y creo que de eso se trata, unificar lo que nos duele, esa es la voz del pueblo.
    Respecto de ésta pág. yo no la he presentado como la única, para hacer algo, también vale el aporte tuyo y también el de cualquiera, que apunte en la misma dirección "hacernos oír". Hay que construir con ideas, aunque no sean las más adecuadas ya habrá tiempo de afinarlas, más que consentir la derrota desde uno mismo, de eso hablaba Sampedro, de liberarse uno mismo del sometimiento aceptado negándose a otras opciones desde la propia derrota del ser interior.
    ¿Valdría poner el grito a pie de calle?, ¡pues sea!, ¿pero cómo se organiza, quién lo dirige, cómo hacer que seamos toda una mayoría?, evidentemente tendríamos que dejarnos llevar por alguien con autoridad moral y política, que represente con sus ideologías nuestras preocupaciones. Eso si no queremos que los poderes nos barran con las policías, por considerarnos una chusma de desalmados desestabilizadores del sistema, encima de jodios nos harían quedar como los malos.
    Solos, tal y como está el patio, no vamos a ninguna parte, todo seguirá igual para nuestro eterno lamento.

    ResponderEliminar
  12. El problema es que se habla mucho, parece que nadie está conforme con el sistema actual, pero al final nadie hace nada, pero qué mas podemos hacer individualmente que abrir nuestras mentes a nuevas opciones? realmente lo querríamos, sabemos qué tipo de realidad nos gustaría vivir? yo creo que ni siquiera eso lo tenemos claro.

    ResponderEliminar
  13. neko, en primer lugar, un amistoso saludo.
    Habemos mucha gente que sí lo tenemos claro, respecto de cómo solucionar la situación por la que nos están llevando los actuales políticos. El tema está en quién, debidamente legitimado, lo querríamos cada uno que tomase las riendas para invertir la situación.
    Como ese detalle, forma parte de la libertad de cada uno, es donde mayormente estriba el problema, a menos que la crispación social llegase a un punto (que para mí lo está), en el que la nación se echara a la calle en demanda de justicia social y en contra del actual gobierno, en otros países la chispa ha saltado por bastante menos, la pregunta sería ¿que nos pasa a los españoles que no actuamos por la tremenda? ¿pudiera ser el miedo a otro enfrentamiento bélico como antaño, o que confiamos en la democracia?. Mi sugerencia, es pedir mediante el voto a otra opción política que realmente su programa de acción, sea en entero beneficio de la sociedad, indagando quienes ofrecen alternativas, conforme al gusto de cada uno y evitando por todas a que no sean los que hasta ahora ha dirigido a la nación, que en políticas con perjuicios sociales, se dan la mano, puesto que defienden el capitalismo y sus intereses personales. Como por ejemplo: a nosotros nos bajan las pensiones, nos suben los años de cotización junto a la edad de jubilación, y ellos, se blindan de por vida, sus pensiones pudiendo trabajar en varias empresas (a las que previamente han beneficiado), obteniendo substanciosas prebendas, mientras nosotros nos morimos de asco.
    Si buscamos todos la verdadera izquierda, que es la única que mira por la sociedad, y pudiéramos hacer que les plante cara, a los dos que se han acaparado la nación, muchos de los que hablamos por aquí en los blogs, estamos convencidos de que el panorama cambiaría rotundamente.

    Un saludo.

    ResponderEliminar
  14. Juan, para eso habría que cambiar la ley electoral y eso tendrían que hacerlo los políticos que serían desbancados del poder, así que por ahí no hay nada que hacer.

    http://alejandroperezp.wordpress.com/2011/01/16/deficits-democraticos-de-espana/#respond

    ResponderEliminar
  15. Pues pidamos cabiar la Ley electoral "entre todos", no quiero pensar que en la democracia existan leyes inamovibles, en una dictadura es normal, ¿pero en una democracia...?, al igual que si un partido de izquierdas obtiene un abultado resultado de votos ¿de verdad no gobernarían? ¿qué pasa, que la exclusiva solo se la disputan entre PSOE y PP?, no creo, Piedra, que las cosas sean imposibles, tan solo tenemos que querer nosotros, la nación.

    ResponderEliminar
  16. Amigo piedra. Es cierto que el sistema aprieta pero yo cada vez más pienso que todos somos culpables. En este sistema de valores hay muchas personas que creen aunque estén pisoteadas. Lamen la mano del amo. La cosa estallará cuando haya hambre. Antes, los librepensantes no somos escuchados. El sistema eso sí, está abocado al abismo. Pronto ya no podrá de si mismo y se caerá. Un sistema de crecimiento perpetuo es inviable incluso en las leyes de la física.

    ResponderEliminar
  17. El sistema ,como como Dios, aprieta pero no afloja. ;)

    A mi me da miedo el ver que ya hay hambre, pero la cosa no estalla. ¿Que ha sido de la España que se reveló contra tantas injusticias?

    ResponderEliminar